Una semana antes

Cada vez hay menos tiempo, así que es recomendable un pequeño momento de relax, algún masaje relajante servirá para aliviarte de los ajetreos de la boda.